Beisbol en Linea

PREVIO AL “TODO O NADA”

RINCÓN BEISBOLERO

Por: José Carlos Campos

PREVIO AL “TODO O NADA”

 

DRAMA- Tras lo sucedido el domingo en los juegos número 6 de las dos series semifinales de la Liga Mexicana del Pacífico, se armó el ya muy conocido escenario del “sálvese quien pueda”. Todo quedó para un lunes en que debió redactarse el último capítulo de dos duelos que engrosan a la historia de la pelota invernal.

Mayos y Venados forzando hasta el límite las series, llevándolas a ese punto en que previo al juego 7, desaparecen los presuntos favoritos.

“Culpables” del escenario de drama lo fueron Héctor Velázquez y Fernando Flores por los Mayos; Rolando Valdez de los Yaquis y esto aquí más abajo lo hemos de aclarar.

EL panorama se convirtió en cuatro obvios escenarios, todos en el pozo de los deseos, todos con posibilidades a partes iguales y sujetos al “todo y nada”.

Méritos hay por todas partes pero más allá de eso, reiterar que el sistema de competencia vigente ofrece esta opción que no deja de reconocerse por la cuota de emoción que ofrece y que “engancha” incluso a los no devotos de la LMP. Mucho de naturaleza humana y de pasión por el deporte.

Y así se fueron en el día de ya no hay más.

REPASO- Vigente en la mente de los seguidores de los Mayos, el recuerdo de aquel juego uno en el que cayeron aún y estar adelante 6 por 0 durante siete entradas. ¿Qué sería de la serie ante Águilas se hubiera ganado?

A contrapié, el domingo cuando abajo 1-0 en la parte baja de la décima, el manager de los Águilas, Edgar González, no manda tocar la esférica teniendo hombre en primera sin out, el bateador es dominado pero el siguiente conecta sencillo que “pudo” haber producido. Se vale el post-comentario, es parte de la anécdota que se hará historia.

Dos equipo con el mejor pitcheo abridor de los cuatro semifinalistas, con ofensivas que apenas la de Águilas en el segundo juego pudo explotar. Difícil hacerlo con lanzadores de tan buen nivel.

Lo de Velázquez el domingo fue sobresaliente, de clase Premier, sin dejar de reconocer la excelente pieza de pitcheo que entregó Héctor Daniel Rodríguez, en una de sus mejores campañas en LMP. Responsables ambos del enorme juegazo dominical.

Y ayer era Eddie Gamboa contra o Marco Duarte o la posible irrupción de Terance Marin. Así de emocionante.

CONTRASTES- No ha desmerecido la serie Yaquis-Venados, con estos últimos tratando ayer de cuajar el regreso tras estar abajo 3-1 en la serie. Han sido seis buenos juegos en los que han sobresalido los dos últimos celebrados en Mazatlán por razones más que obvias.

Muy bien los Venados en cuanto a entrega y lucha, fajado su pitcheo, con notas sobresalientes en la parte del relevo. Les ha salido bien la apuesta de mezclar no pocos novatos tanto en el bateo como en el sector del bullpen.

De los Yaquis, ni dudar que muestra un excelente orden al bat, quizás el mejor de los cuatro en acción pero muchas dudas, tal vez más de la cuenta, en lo que

respecta a su pitcheo. Tal parecería que Rolando Valdez e Irwin Delgado entregaron lo mejor de sí en el rol regular y poco guardaron para estas instancias.

Y que si bueno su relevo, ¿por qué entonces persistir Eddie Díaz en mantener a Juan Sandoval como preparador de Josh Judy?

Por cierto, 32 lanzadores utilizados por Díaz en seis juegos y en todos ha aparecido Héctor Galván. Lo traen como “macho rentado”.

FINAL- El clásico diría que a la final llegarán dos buenos equipos, sean quienes estos sean, tal vez uno más que otro, pero lo cierto es que se debe agradecer dos series tan disputadas y que ambas se tuvieron que definir hasta donde no más.

Lo que sigue será la serie por el campeonato. El último tramo de la campaña y ahí estarán, otra vez citando al clásicos, “dos de mis ocho equipos favoritos”.

Ya platicaremos.

Prev1 of 1Sig

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>